“La situación ya no da para más”, es lo que argumentan desde las cooperativas de energía de Misiones al hablar del nuevo incremento en el precio mayorista dispuesto arbitrariamente por el gobierno nacional. Es que, si bien las tarifas con aumento llegarán en marzo, aducen que ya este mes no pueden hacer frente a los altos costos.
Como lo había contado este medio a principios del 2019, un informe del Observatorio de Políticas Públicas de la Universidad Nacional de Avellaneda (Undav) da cuenta de que la Argentina verificó, desde inicios de 2016 hasta los anuncios realizados para este año, un promedio de incrementos acumulados del 3.624% en energía eléctrica.
Tratar de no trasladar las subas a los usuarios es la premisa pero argumentan que cada vez se hace más complejo poder realizar la distribución del servicio y abonar los costos mayoristas a la Compañía Administradora del Mercado Mayorista Eléctrico (Cammesa), manteniendo los mismos ingresos.
A modo de ejemplo de la situación que están viviendo, Federico Frank, presidente de la Cooperativa Alto Uruguay Limitada (Caul), contó a El Territorio que la última facturación de la entidad, correspondiente a un mes, sumó un total a pagar de 8.600.000 pesos.
“En 2015 pagábamos unos 36.000 pesos y ahora más de 8 millones, es una locura; los funcionarios no saben lo que es distribuir el servicio en el interior y no se dan cuenta de la situación que vive la gente de acá, un mes pagan la boleta de agua y al mes siguiente la de luz y así… porque no les alcanza”, especificó.
No es menor mencionar que la Caul es una cooperativa que brinda servicio a grandes márgenes de zona rural, por lo que la distribución es más compleja y costosa, lo que -asevera Frank- no se tiene en cuenta desde la Nación.
“Hay una falta de conocimiento de la realidad, porque tampoco podemos trasladar estos costos al usuario, porque no lo va a poder pagar. Un comercio que antes pagaba 7.000 pesos de luz, hoy está abonando 40.000, inmerso además en una caída estrepitosa de las ventas, de un 70 por ciento aproximadamente, no se puede seguir así”, acotó el cooperativista.
De la misma manera, desde la Cooperativa Eléctrica de Eldorado Limitada (Ceel), manifestaron que la última facturación ronda los 35 millones de pesos a abonar por concepto de energía recibida, mientras que, en la cooperativa de Dos de Mayo, la factura llegó por unos 5.500.000. En tanto desde la cooperativa de San Martín no detallaron valores, pero indicaron que “seguro es mayor a los 8 millones de pesos”.
No obstante, Misiones no es la única provincia que se encuentra batallando contra los incrementos nada graduales que viene dictando la Nación. La Defensoría del Pueblo de Corrientes presentó además el último miércoles un recurso de amparo contra los tarifazos en el precio mayorista de la energía.